Más viajes

No se trata de un viaje por carretera cualquiera

Coja su pasaporte, agarre el volante de su nuevo Macan GTS y embárquese con nosotros en un inolvidable viaje por carretera que le ofrecerá más de todo aquello que le gusta, de unas vacaciones en coche.

The Julian Alps

Los Alpes julianos

Todo gran viaje tiene que empezar en algún lugar, y este empieza en un sitio algo inesperado: en la ciudad sin coches de Venecia. La perdurable majestuosidad del Renacimiento que caracteriza a la ciudad garantiza que siga siendo una de las maravillas más singulares del mundo y un punto de partida perfecto hacia los Alpes julianos en Eslovenia, dignos de ser fotografiados.

Los Alpes julianos no son tan conocidos como sus primos suizos, pero se equiparan a ellos en cuanto a que son un absoluto espectáculo y a que ofrecen osadas oportunidades de conducción. Tome el control de un motor con un caballaje estable y ascienda hasta las nubes por el puerto de montaña de Vršič. Estas carreteras serpenteantes aceleran el corazón y ofrecen unas vistas fascinantes de las montañas Mojstrovka y Prisjonik, las cuales podrá recorrer fácilmente con su Macan antes de poder acelerar por la A2 de camino al lago Bled y su castillo, digno también, de cuento de hadas.

Vintgar Gorge

Garganta de Vintgar

Eslovenia tiene mucho más que ofrecer a los exploradores aventajados, y son dignas de mención las impresionantes cataratas y aguas turquesa de la cercana garganta de Vintgar. El senderismo es esencialmente el pasatiempo nacional de Eslovenia, así que salga de su Macan GTS por unas horas y camine hasta el mirador de Ojstrica para observar unas vistas panorámicas que tardará en olvidar. ¿A su familia no le apetece caminar? No pasa nada: disfrute de la vista desde la comodidad del espacioso interior con control de climatización automática de tres zonas. Perfecto para no pasar frío.

The Julian Alps

Liubliana

Descienda por las montañas hasta las calles adoquinadas de la exuberante Liubliana. La ciudad alberga una floreciente escena cultural y es una obra de arte en sí misma: catedrales barrocas se alzan junto al cautivador modernismo temprano del arquitecto Jože Plečnik, cuyos visionarios edificios y espacios públicos han hecho por Liubliana lo que Gaudí hizo por Barcelona. Cuando su familia y usted terminen de explorar la capital, es hora de dirigirse hacia la costa adriática. Espere onduladas colinas y carreteras abiertas a medida que avanza por la frontera y por la ciudad portuaria de Rijeka hacia la Jadranska Magistrala: la sección croata de la legendaria Carretera del Adriático.

The Jadranska Magistrala
The Jadranska Magistrala

La Jadranska Magistrala

También conocida como la D8 en los mapas, esta maravilla de asfalto está considerada como una de las mejores rutas costeras del mundo. Con más de 600 kilómetros de serpenteantes curvas, blancos acantilados, escarpadas montañas y vistas espectaculares de la interminable procesión de islas del Mar Adriático, la Magistrala le lleva desde Rijeka hasta Dubrovnik, pasando por algunos de los pueblos más bonitos de Croacia.

A continuación, haga una breve incursión tierra adentro para visitar el Parque Nacional de los Lagos de Plitvice. Famoso por sus cataratas y sus lagos color esmeralda, está completamente rodeado de vegetación virgen. Puede acampar o alojarse en una de las muchas casas familiares que hospedan a turistas, aunque también es una excursión que se hace posible en un día.

Split

Continúe hacia el sur hasta llegar a Split, asegurándose de hacer una parada en el pintoresco y blanco pueblo de Primošten y de relajarse en algunas de las mejores playas del Adriático. Split ofrece a los visitantes una extraordinaria fusión de lo antiguo y lo moderno, un laberinto repleto de bares, tiendas y restaurantes tejido alrededor de las ruinas del siglo IV del Palacio de Diocleciano. Explore los mercados de productores de Pazar y, a continuación, diríjase hasta la colina Marjan para disfrutar de unas inmejorables vistas de la ciudad y del mar.

Dubrovnik

Dubrovnik

De camino a la ciudad portuaria de Dubrovnik, nombrada Patrimonio de la Humanidad, deténgase para disfrutar de un almuerzo tradicional de la Dalmacia a la orilla del río en Radmanove Mlinice o dese un chapuzón en las resguardadas playas de guijarros de Brela. El tramo final hasta Dubrovnik es el sueño de cualquier conductor de un Macan GTS: carreteras estrechas y sinuosas, vistas espectaculares y largos tramos costeros. Al girar la última curva, verá las grandiosas murallas de piedra del Casco antiguo de Dubrovnik alzándose sobre el mar. Es el colofón perfecto para finalizar su viaje, puesto que sus intrincadas calles calizas, su suntuoso marisco y su famosa muralla asegurarán, sin duda, un fin de viaje en familia, por todo lo alto.

Historias relacionadas

Más curvas

Descubra las impresionantes vistas y diviertase con las curvas de la E65 de Croacia.

Leer la historia

Más tranquilidad.

Explore las espectaculares rutas y vistas de este país, digno de descubrir

Leer la historia

Explorar los modelos

Macan GTS

Lo que a usted le gusta, pero mucho más. Descubra el nuevo Macan GTS.

Descubrir más