Uso y series de carreras.

Si la cifra 911 es sinónimo de automóvil deportivo, el añadido RSR representa la imagen ideal del automóvil de carreras de resistencia. Durante generaciones, ha celebrado victorias continuadas en competiciones para GT como casi ningún otro automóvil. Una tradición que el nuevo 911 RSR está preparado para continuar. Y con esto no solo responde a las crecientes exigencias de las modernas competiciones de GT, sino que las supera y las redefine; está orientado a la victoria sin concesiones. Probado en fábrica. Preparado para los campeonatos de resistencia más duros del mundo. Preparado para el Campeonato del Mundo de Resistencia FIA y el IMSA WeatherTech SportsCar Championship norteamericano. Preparado para carreras legendarias, desde Spa hasta Sebrig y Daytona, pasando por Le Mans. Preparado para darlo todo por el equipo.