Panamericana
 

La Carrera Panamericana 2022.

Más allá del tiempo.

Se viene una edición muy especial. Una carrera llena de pasión y adrenalina pero también de pura emoción al volante. Porque hace exactamente 70 años Porsche corría por primera vez en suelo mexicano, y desde ese momento, nada volvería a ser igual.

Seamos parte de la historia una vez más. Una historia que comenzó en 1952 y que hoy se sigue escribiendo. Llena de velocidad, rivalidad y compañerismo. Una historia que comenzó como un sueño viajando a toda velocidad sobre el legendario Porsche 356 S Cabriolet y que nos demostró que para los que amamos la deportividad nada es imposible.

El recorrido.

En un recorrido de sur a norte, La Carrera Panamericana es mucho más que una competencia contra el tiempo, es un viaje a través de la pasión por la deportividad. Es el encuentro que nos reúne año tras año para disfrutar juntos, durante toda una semana, de la pasión por Porsche.

Esta vez serán siete etapas. Comenzando en Veracruz, en pleno golfo de México, para subir hacia Oaxaca y luego llegar a la mágica Ciudad de México. A toda velocidad alcanzaremos Querétaro, Morelia y Guanajuato en el corazón de un país lleno de cultura y color. Para finalmente, y luego de una semana intensa, llegar a Durango.

Etapa 1 Veracruz - Oaxaca

Calienten sus motores, aquí se reescribirá una leyenda que comenzó en 1952, con nuestros Porsche 356. De Veracruz a Oaxaca, atravesando las carreteras de Puebla, este será el punto de partida de una competencia que volverá a hacer historia.

Etapa 2 Oaxaca - CDMX

Donde la magia se vuelve realidad, así es Oaxaca: una ciudad que, sin duda, se pintará de colores hasta llegar a la modernidad de la majestuosa ciudad de México.

Etapa 3 CDMX - Querétaro

En la metrópoli más grande del país, rugirán como nunca los motores Porsche y, solo por esta vez, la Ciudad de México será la capital de la adrenalina pura.

Etapa 4 Querétaro - Morelia

Querétaro dejará atrás la fama de sus viñedos para dar protagonismo a sus carreteras. Cada curva y recta serán los puntos y las comas en la trama de esta historia, en la que cada segundo cuenta.

Etapa 5 Morelia - Guanajuato

El desafío llegará hasta Morelia, ciudad patrimonio de la humanidad, donde modelos Porsche, clásicos y actuales, correrán por sus calles revestidas de cantera rosa.

Etapa 6 Guanajuato - San Luis Potosí

La pasión hará que Guanajuato, cuna de la independencia, vuelva a vibrar con el sonido de los motores, aplausos y gritos de los fanáticos de la velocidad.

Etapa 7 San Luis Potosí - Durango

De los bosques a la ciudad y ahora a través del desierto. Los caminos de San Luis Potosí y Durango serán el escenario perfecto para una final que promete todo, excepto pasar desapercibida.

La historia.

Porsche - Un nuevo desafío.
Un nuevo desafío.
La prensa internacional llamó a la etapa antigua de "La Carrera Panamericana", la carrera de autos más desafiante del mundo. Un viaje de 3000 kilómetros a través de las carreteras mexicanas donde más de la mitad de los inscritos no lograba pasar la línea de llegada debido a la dureza de los caminos y los peligros que sucedían en cada etapa. Precipicios, enormes baches y hasta cientos de fanáticos muy cerca del camino. Una semana brutal donde el mayor requisito era tener espíritu deportivo y pasión por la velocidad.
Porsche - Dos deportivos. Un gran sueño.
Dos deportivos. Un gran sueño.
El número 10, un Porsche 356 S Coupé 1500 cc, conducido por el Conde Graf Berkheim y por Herbert Linge: copiloto y único mecánico de todos los Porsches. Y el número 11, un 356 S Cabriolet, conducido por el príncipe Fürst von Metternich, un veterano de las carreras, y el diplomático barón Manuel de Teffé. El equipo estaba completo y estaba listo para hacer historia.
Porsche - El secreto.
El secreto.
La caja de cambios automática era una novedad para la época y el secreto del equipo Porsche. Mientras el piloto frenaba y desaceleraba con fuerza para una curva con el pie izquierdo, podía acelerar con el pie derecho, lo que provocaba un cambio automático hacia abajo y el impulso deseado. La Carrera Panamericana además de ser una de las mayores competencias de la época, era el lugar ideal para poner a prueba las nuevas tecnologías de los equipos.
Porsche - Una meta superada.
Una meta superada.
Luego de una dura semana, el Porsche número 11 cruza la meta. Los problemas mecánicos y el hecho de haber utilizado más de 32 neumáticos no detuvo las ganas de demostrar de todo lo que era capaz el equipo Porsche. Ganó su categoría y terminó en el octavo puesto de la clasificación general, alcanzando velocidades que eran impensadas para la época (¡llegó a promediar 169 km/h!). El mundo fue testigo de este hito para la marca y todo el 356 terminó abollado. No por la carretera sino por los cientos de mexicanos que saltaron sobre él para celebrarlo.